VIERNES: REZAMOS CON EL EVANGELIO

  COMENZAMOS

Ponte en una postura cómoda. Cierra los ojitos. 
Pon tu mano en la barriga y siente cómo se mueve al respirar.
Respira hondo para estar en paz por dentro. 
En el nombre del Padre, del Hijo….

¿Sabéis que cuando vivía Jesús había una enfermedad terrible llamada lepra

Cuando una persona tenía lepra, su cuerpo se llenaba de marcas, que no desaparecían. Cuando tenías esta enfermedad ya no había esperanza, la gente te rechazaba y ya no podías vivir con todo el mundo, te enviaban fuera de la ciudad porque era muy contagiosa.

Ahora luchamos contra el CORONAVIRUS, y a veces nos cuesta mantener la esperanza, pero Jesús está con nosotros y no nos dejará caer.

Escuchemos el evangelio con atención.







ORACIÓN


"Gracias, Padre Bueno, 
porque no dejarás que perdamos la esperanza."



NOS DESPEDIMOS

Madre Divina Pastora, ruega por nosotros.
San Faustino Míguez, ruega por nosotros.
Beata Victoria, ruega por nosotros.
San José de Calasanz, ruega por nosotros.
En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Comentarios